Estampas Tradicionales plasmadas por:

ORLANDO RIVAS

" Esta colección de hoy en día, es crear un trabajo propio del expresionismo social en el que uno expone todas las incidencias que yo viví." Nos comenta ORLANDO RIVAS en uno de sus talleres, donde con esfuerzo, orgullo e inspiración realizó este brillante trabajo que hoy comparte con nosotros y al respecto nos explica:
" Yo creo que uno es un cronista de la realidad social, un pintor se refleja en algo social que tu ves, que tienes en la memoria, yo trabajé con los carreteros porque yo viví esa epoca. Entonces yo la transmito desde la memoria, la vivencia histórica, los afro descendientes que estoy pintando, la maternidad, el tambor, la burriquita,
la Hamaca, el San Juan, la Cruz de Mayo, la Pesca, todo eso es lo que yo he vivido y eso es lo que transmito esta vez con una madurez, con un sentido de dominación del lienzo, del expresionismo social del color, haciéndolo con manchas, buscando una atmósfera tratando también de ver que cada hombre presente en la obra, el hombre descalzo con las
manos abiertas es la libertad buscando la boca, el espíritu, la fuerza del negro por transmitir todo lo que pasó en su vida. Trastorno a veces la anatomía, un planteamiento perspectivo de Scorsso, técnico y de la mancha por supuesto porque tenemos reflejos de esa tendencia impresionista que dejaron en nosotros y también rompiendo los paradigmas, como el de que el negro no es la ausencia del color, ellos también son integrantes y tiene una gama armónica. Yo tengo que reconocerme también como afro-descendiente, yo soy de aquí de esta zona, reconozco a mi gente y reconozco a mi entorno, entonces en esta obra, ya rompo este silencio y en esta etapa de la vida, se comienza a tener esa plenitud a desarrollarse entonces tengo una gran gama de series como la Histórica, la vivencia de la musica y la cultura, del canto, del llanto del esfuerzo entonces, tu ves, que tengo una referencia conceptual como artista de lo que llevo."

 

El artista y su obra integral que lo llevan a disfrutar la ventriloquia.

Regresar?